sábado, mayo 07, 2005

Estamos requetebién



Aquí tienen una de mis últimas (en el sentido literal) fotos. No se trata de un anuncio de Conguitos, sino de una imagen de Daikoku (el gran negro) que se halla en el templo Kiyomizu, en Kioto. A pesar de que se trata de un templo budista, Daikoku es uno de los 7 dioses sintoístas de la suerte. Aquí, en Japón, no hay ningún escrúpulo en la mezcla religiosa siempre y cuando se pueda poner delante una caja para recoger los donativos de los visitantes.

Si Machín lo hubiera visto antes, nos hubiéramos quedado sin aquello de "Pintooooor, que pintas con amoooor...".

No hay comentarios: