miércoles, marzo 23, 2005

Al mal tiempo, buena cara

Qué gran refrán tenemos en la lengua española. Hoy nos ha hecho un día de perros, con abundante lluvia. Buenísimo para el campo, para reducir la contaminación y el nivel de polen en el aire, pero fatal si tienes que salir de casa.

Sin embargo, el sufrimiento se ha visto recompensado al ir a comprar las cosas para la cena. Ya les he comentado que en el supermercado de al lado de mi casa, conforme avanzan las horas, bajan los precios de los productos perecederos, alcanzando incluso la mitad del precio original a eso de las 7 u 8 de la tarde.

Pero hoy ha ido poca gente, bien porque los días de lluvia practican el ayuno, bien por pereza (pecado capital), así que se han visto con demasiado excedente. Ni corto, ni perezoso (éste no, aunque llueva) ha salido "Rotulador-man", el hombre del rotulador (el superhéroe de las amas de casa) que, con un tachón, rebajaba el precio a un cuarto del original. Ni que decir tiene, la cena nos ha salido mucho más barata y nos ha sabido mejor.

Por si eso fura poco, como todos los supers tiene una tarjeta para acumular puntos (un eufemismo de yenes, vamos). 1 Punto por cada 100 yenes gastados, y si te llevas la bolsa de casa, te añaden 3 más. Y un día a la semana es el "challenge day", día en el que juegas a las tragaperras (sin dinero, una única tirada sólo yendo) con la tarjeta y te puede tocar (o no) un bono descuento. Nos han tocado 3 cerezas, que traducido a puntos son 100.

Aparte, con la tarjeta mágica, puedes conseguir 4 litros diarios de agua purificada, para beber, cocinar o regar las plantas, si uno quiere. Eso sí, si vieran los precios, se les pasaría la envidia.

Y para terminar, les dejo un enlace a un artículo muy interesante, que no tiene nada que ver (espero) con mi supermercado, pero que deberían leer todos ustedes: www.lavozdegalicia.es/se_opinion/noticia.jsp?CAT=130&TEXTO=3571318.

No hay comentarios: