lunes, agosto 02, 2004

Fiesta en la mansión Boilet

Con motivo de la inauguración de su nuevo estudio, Frèderic Boilet dio una fiesta a la que fuimos invitados. Sólo con que un artista de la talla de Boilet me invite a una fiesta en su casa ya puedo morir feliz, pero, además, sucedió lo que me imaginaba y la fiesta estaba llena de gente interesante con muchos proyectos en marcha y gran talento. Qué lástima que esas cosas no se peguen... Dibujantes, diseñadores, editores, animadores, coloristas, modelos, un productor-director de películas porno... y nosotros.
Pudimos disfrutar de agradable compañía, conversación inteligente, cerveza, vino (la botella de Riveras del Duero que llevé batió al vino italiano y al japonés; lástima que no hubiera Cariñena ni Somontano en la tienda, pero...), una barbacoa, queso, fruta y demás delicatessen preparadas por el maestro de ceremonias en el ático, que no sería el de la mansión Playboy, pero que tenía una vista de la ciudad maravillosa y el tiempo, además, acompañó.
Yo les invito a que, después de visitar para informarse la página web de Ponent mon (www.ponentmon.com), se acerquen por su librería más cercana y aquieran las obras de estos grandes artistas. Su vida cambiará a mejor.
Y siéntanse libres de tenerme envidia.


Con Frèderic Boilet y Andrè Ando, una futura estrella del cómic belga residente en Japón. Foto:Shizuka Shimoyama.


Con Christophe Kurita, un dibujante de cómic y dibujos animados franco-japonés. Foto:Shizuka Shimoyama.

No hay comentarios: