viernes, febrero 04, 2005

(Es)cocido de legumbres

El día tres de febrero se consideraba, según el calendario japonés antiguo, el comienzo de la primavera. A este día se le conoce como "setsubun" y en él se realiza un curioso ritual para espantar a los demonios. El ritual tiene versión doméstica y pública. Les explico en primer lugar la segunda, ilustrada con fotos.



Al templo sintoísta han llegado dos demonios (bueno, son dos señores disfrazados, pero ya me entienden). El sacerdote (otro señor disfrazado) se enfrenta con ellos y, en un gesto de piedad, les da de comer mochi.



Los demonios se van con su mochi bajo el brazo.



Como los demonios son muy malos, vuelven; pero esta vez, la gente los expulsa lanzando sobre ellos soja tostada.
Si es usted conservador, no se escandalice. No se trata de ninguna boda homosexual entre seres del inframundo.



Acto seguido, hacen acto de presencia dos dioses sintoístas (bueno, son dos señores disfrazados, pero ya me entienden).



Dan su bendición a la gente que ha nacido en el año del pollo (se repite cada 12 años).


Reparten presentes (léase soja y alguna pequeña moneda) entre los presentes y se marchan.

Seguidamente, los "pollos" de azul reparten soja al público. En la foto tienen un puñado. Estaba muy bueno.
En cada templo difiere un poco esta última parte. En el que les presento, la soja se daba en la mano, o se lanzaban minúsculos paquetitos de plastico que la contenían en su interior. En otros lugares lo lanzan al aire como si estuvieran sembrando el campo, y cada cual se las apaña como puede para hacerse con unas cuentas legumbres. Opcionalmente, aparecen personajes famosos para esparcir la simiente.
La versión casera consiste en que uno de los habitantes de la casa adopta el papel de demonio (en este caso, me tocó a mí). El resto le tira las legumbres diciendo "Fuera, demonio, fuera" hasta que lo echan de casa. Afortunadamente, pude volver a entrar, que fuera hacía mucho frío (la primavera se quedó en el calendario antiguo).

No hay comentarios: