viernes, octubre 27, 2006

Se escucha gratis















La imagen está captada en Shibuya, junto a la estatua de Hachiko, el sábado pasado a eso de las ocho y media de la tarde. El cartel reza como el título de esta entrada: Se escucha gratis. La verdad es que suena bien, un señor que pone gratuitamente su tiempo a disposición de los demás, para simplemente escucharlos, es algo loable (¿o tal vez es un escritor en busca de materiales?). Sin embargo hablamos de Japón, un país en donde ya les conté que la gente prefiere hablar con desconocidos antes que con sus propias amistades. Dice mucho de lo desquiciantes que pueden ser las relaciones sociales en este país. La impersonalidad de lo personal, más aséptico imposible.

1 comentario:

NiñoBomba dijo...

No sé si el que escucha es un buen samaritano o un chafardero de campeonato.

Si yo pudiera y me lo encontrara no le hablaría, le mortificaría a miles de preguntas.