domingo, junio 18, 2006

Seda

Se dice que, si ponen a una serie infinita de chimpancés sentados ante una máquina de escribir, al menos uno de ellos escribirá el quijote casualmente. El sistema da resultado y, tras miles de instantáneas desechadas por demasiado fieles a la realidad, he conseguido al fin cambiar aquella foto por una más acorde con mis gustos (aunque era obligatorio que fuera mía; desafortunadamente para el mundo, no podía ser de Miki Ando).















Pero ya saben eso de que aunque Micko se vista de seda...

No hay comentarios: