jueves, marzo 09, 2006

Fresa y Chocolate

El pasado día 25 celebramos una fiesta de despedida en honor a Aurelia Aurita, que ha vuelto a Francia por una -esperemos sea breve- temporada. Debo decirles que, además de ser insultantemente guapa y derrochar talento en sus dibujos, es una excelente persona. Fue todo un honor compartir mesa con gente de la talla de Frédéric Boilet, Little Fish, Hideji Oda y Daisuke Igarashi. Conversación inteligente, noticias, proyectos, risas y una excelente cena en un restaurante de oden, maliciosamente bautizado "Mazuiya" (establecimiento de comida mala), nada más lejos de la realidad.

Además pude probar el Ramune, la gaseosa japonesa, de sabor perfectamente olvidable, pero con un diseño de botella espectacular, de las que no se olvidan. Otro día les comento.















Aurelia y yo, bajo la atenta mirada de Frédéric Boilet.















El solemne momento de la fundación del Tako Kurabu, el Club del Pulpo, por parte de Shizuka Shimoyama y Frédéric Boilet, de momento, los únicos miembros.



















La joven mangaka Mariko Yamamoto, aspirante a miembro del selecto Tako Kurabu, les muestra algunos de los deliciosos manjares que pudimos degustar durante la agradable velada.

Y no puedo despedirme sin avisarles de la pronta publicación el mes de junio en España por parte de Ponent Mon de la nueva obra de Aurelia Aurita, Fresa y Chocolate. He tenido sus páginas originales entre las manos y les aseguro que es la bomba. Una vez leída, nunca podrán volver a enfrentarse a un helado de la misma manera. Les dejo la portada y el texto promocional que escribí. Además, tiene un prefacio escrito y dibujado por Joann Sfar...




















Aurelia Aurita nos da la oportunidad de degustar en dos sabores su nuevo libro, servido bajo la denominación de origen Nouvelle Manga. En una original receta elaborada con ingredientes especialmente seleccionados, el amor más dulce se funde con el sexo más picante para conseguir una elegante presentación de trazo amable y exquisita composición de página. Un álbum que deja un excelente sabor de boca e inevitables ganas de repetir. Sin duda, el plato del año.