jueves, junio 30, 2005

Mi lado animal

El pasado domingo, nos transformamos en los señores Panda durante unos minutos.


Foto: Jorge Biarge

Como ven, me esforcé en intentar razonar el motivo, noten las ojeras. A pesar de todo, estoy muy chu-lín.


Foto: Jorge Biarge

Shizuka se sorprendió de verme de esa guisa.

martes, junio 28, 2005

Vota Papaya



Curioso cartel en el que Papaya Suzuki (lo sé, lo sé, yo no elegí su nombre artístico...) invita los tokiotas a que voten en las elecciones al Concejo Municipal de Tokio que se celebrarán el próximo día 3.

Papaya Suzuki es el líder de Papaya Suzuki with oyajidancers, un grupo musical (con especial incapié en la coreografía) cuyos miembros se dedican a ello profesionalmente, pero como segundo trabajo. Fueron reclutados entre gente normal y corriente; de hecho, oyaji significa algo así como tipejo cutre (también se usa para llamar a tu padre, aunque ahí ya no es peyorativo). Cuando se ponen a bailar parece que sean otras personas.

Actualmente es uno de los presentadores del programa de italiano de NHK, la televisión pública japonesa.

Si tuvieran que llamar a los votantes a participar en las próximas elecciones españolas, ¿a quién usarían para la campaña?

lunes, junio 27, 2005

La siesta engorda

Ya saben ustedes que sigo buscando infatigablemente aquellos 10 kilos que perdí desde que me vine a Japón. Una búsqueda infructuosa, debo decir (si alguna señorita está interesada en el Método de adelgazamiento Micko, que se ponga en contacto conmigo).

Hace un par de días, me fui a comer chanco a un restaurante de Ryôgoku. Chanco es lo que comen los luchadores de sumo -y parece que a ellos les funciona-. Aunque seguramente habrá diferentes versiones, lo que yo comí era un cocido de col, zanahoria, lonchas de cerdo y tres albóndigas de pollo; un caldo excelente, por cierto.

Más tarde me enteré de que el truco reside en el estilo de vida que llevan los sumotoris. Nada más levantarse por la mañana, se van a entrenar sin probar bocado, y una vez terminado el ejercicio, les ponen una buena ración de chanco -más grande que la mía-. Acto seguido, tienen que, obligatoriamente, irse a dormir.

Señores, la siesta engorda.

martes, junio 21, 2005

Dragón

En el templo donde pude contemplar las danzas indias tenían esta fuente.



Si tuviera jardín... mucho mejor que un gnomo.

lunes, junio 20, 2005

Ser hombre anuncio no compensa

Ayer me hervía la sangre durante mi visita a Uniqlo (Unique Clothes), una tienda de ropa muy barata que hay en Japón y que tienen prendas bastante chulas y de buena calidad. Pero la última remesa de camisetas que han puesto a la venta son, simplemente, anuncios. De diseños muy bonitos, pero al fin y al cabo, anuncios. Es decir, el cliente que se decida a comprarla está pagando por hacer propaganda. El colegio de hombres anuncio todavía no se ha pronunciado al respecto, pero espero que lo haga en las próximas horas.

Y ahora, a publicidad.

Si quieren ver alguna de estas maravillas, que incluso portan la dirección de la página web de la compañía, entren en la sección de camisetas de la marca o vean directamente el modelo Bacardi o el modelo navaja suiza Wenger.

Si quieren una camiseta de Predicando en el desierto, sólo tienen que pedírmela.

domingo, junio 19, 2005

La pluma de Dumbo

La palabra de moda en Japón es cool biz. Ya sabrán que el Primer Ministro ha sugerido a políticos y empleados que durante el verano no vistan corbata y chaqueta, y suban el aire acondicionado a 28 grados, con el objetivo de ahorrar energía y reducir la contaminación y el calentamiento. Una decisión sorprendentemente juiciosa para lo que nos tiene acostumbrados.

Tres grupos de presión se han mostrado descontentos con la medida (totalmente voluntaria). Primeramente, las eléctricas, ¡seguidas de cerca de los fabricantes de corbatas! Estos últimos ven peligrar su negocio y las ventas de corbatas para el día del padre, a celebrarse en breve.

En último lugar, pero más sorprendente si cabe, son los propios empleados los que rechazan la medida. Algunos aducen razones de imagen ante los clientes (que no comparto, pero que puedo comprender); sin embargo, hay un sector de salary-man que están atemorizados, porque sin su indumentaria de siempre se sienten desamparados y creen que no van a ser capaces de rendir al mismo nivel. Pobrecitos angelitos, tan faltos de confianza en sí mismos.

En cualquier caso, es una medida que, si se impone, se impondrá desde arriba; ya que, si el jefe no lo hace, ningún empleado se atreverá a quitarse la corbata por miedo al qué dirán.

jueves, junio 16, 2005

Vimanarama

El otro día, mi suegro me llevó al templo de un amigo suyo, donde se iba a celebrar un espectáculo de danzas indias nunca antes visto en Japón. La compañía había venido para actuar en la Expo de Aichi. Sorprendentemente, era gratis.



A ver si adivinan quién es mi suegro.



Los músicos hacen su entrada. Fascinante el aspecto de la trompa (parecía muy difícil de tocar), aunque su sonido no me cautivó tanto.



La verdad es que me cautivó la música india, tiene algo especial y contagioso. Muchos temas tenían como base rítmica una clave de salsa.



Una danza con el bailarín guapete. Al finalizar se vendían esos gorros por 500 yenes. Por supuesto, mi suegro compró unos cuantos. No sé por qué no me sorprendió comprobar que eran de tamaño único y que todos me venían pequeños.



La danza del borracho.



Hacían girar el plato dorado sobre la punta de sus dedos, lo lanzaban al aire y lo recogían sin que dejase de girar. Como mi cabeza.

Superabsorbente (sin alas)

Les presento al shikketori (el quita-humedad). Un producto disponible en todas las droguerías y supermercados de Japón y presente en la mayor parte de los hogares. Esta cajita secante absorbe la humedad, la condensa en forma de agua que queda depositada en la parte inferior.

Japón "goza" de bastante humedad, y es muy fácil que surja moho en lugares frescos y húmedos como armarios, guardarropas, zapateros, etc. Para evitarlo, se utiliza el shikketori y, afortunadamente, es bastante eficaz. Resulta sorprendente comprobar cómo se va llenando, mucho más que ver secar la pintura. Depende de la estación en la que nos encontremos, hay que cambiarlo cada 3 ó 4 semanas.



Pero no sirve para secar las lágrimas si están tristes.

domingo, junio 12, 2005

Fanta Melón (el gusto es ¿mío?)

Hoy he comido con mi suegro, mañana les cuento por qué. El lugar elegido ha sido un restaurante de la cadena Gusto (leído gasto, entiéndanlo como quieran) en la salida norte de la estación de Ôta en la prefectura de Gunma (poco más de una hora en tren desde el centro de Tokio). Un sitio de batalla para comer deprisa y asistir al evento que nos interesaba. No se esperen grandes platos, pero se podía soportar.




Por algo menos de 200 yenes por persona, tenías la oportunidad de acompañar la comida con barra libre en bebidas light (té, café, refrescos, etc.), así que allá hemos ido: refresco de naranja para mi suegro y yo no he podido resistirme al ver en la máquina Fanta melón (les acompaño una foto del brebaje).




Cómo puede ser que esto no haya llegado a España, me preguntaba. Y mis dudas han quedado resueltas tras el primer sorbo, estaba malísimo. Recuerdo que, años ha, tuve una época nostálgica del Kas manzana que hubo a lo largo de mi infancia. Se me paso en cuanto, por azares del destino, lo volví a probar. Y es que, gracias a la memoria, cualquier tiempo pasado supo mejor.

viernes, junio 10, 2005

Non fuyades!!

Coincidiendo con este 4º centenario de la publicación de El ingenioso hidalgo Don Quijote de La Mancha aprovecho para hacerles un repaso por las andanzas niponas de El caballero de la triste figura.

En primer lugar, tenemos la tienda de descuento Don Quijote, situada en pleno barrio de Roppongi (los seis árboles). Es un sitio bastante popular donde se encuentran ofertas de todo tipo (menaje, utensilios, etc.). Aunque entre cierta gente, no tiene buena fama.





También hay una cadena de establecimientos de melon pan, que es un tipo de bollo redondito y cuadriculado en su parte superior, que goza de gran aceptación en las tierras niponas. Hay de varios sabores (¡incluso melón!) y colores, y generalmente lleva una capa de azucar en la superficie.


Incluso en algunas librerías se puede encontrar el libro y todo...

jueves, junio 09, 2005

Mis apuestas

Mañana se inaugura la 23º edición del Salón Internacional del Cómic de Barcelona, si tienen la oportunidad de asistir, no se lo pierdan. Aquí les dejo una breve lista con tres recomendaciones (indudablemente, podrían ser más, pero...).



Ponent Mon edita una nueva obra de Taniguchi. Para todos los amantes de los animales, las emociones y el buen cómic. Redescubrirán que el ser humano tiene sentimientos, y ustedes también.



Jordi Pastor, compañero, amigo, colaborador y, a pesar de todo eso, grandísimo artista, nos trae su nuevo cómic. El domingo 12, a las 11 de la mañana en el stand de la Escuela Joso tendrá lugar el acto oficial de presentación. Si pueden acudir, seguro que son bien recibidos. Además, editan, con gran cariño, los amigos de Tomoshibi.



¡Vuelven Claus & Simon! Descubran todo lo que pueden hacer juntos un dinosaurio y un payaso. Como fiel seguidor de las anteriores aventuras en blanco y negro de los personajes, le tengo muchas ganas a este álbum a todo color. Arcas y Acuña son de lo mejorcito del cómic español.

miércoles, junio 08, 2005

El sí de los perros (de porcelana)

Es costumbre hacer de vez en cuando una, breve pero con énfasis, inclinación de cabeza al mantener una conversación en japonés, en señal de que estás escuchando, y supongo que como una reverencia abreviada. Puede ir acompañada de un amplio abanico de breves palabras, desde un claro y firme hai hasta el sonido más ininteligible (excluyendo las groserías, por supuesto). Por más que lo intento evitar apartándolo de mi pensamiento, este gesto está indisolublemente ligado en mi mente a la imagen de esos perros de porcelana de cuello móvil que viajan, ignorados, en la parte trasera de tantos vehículos; condenados a ejercitar sus cervicales suplicando un poco de atención.

La cosa no queda allí, ya que también se produce este efecto al hablar por teléfono, a pesar de carecer de cualquier sentido ya que tu interlocutor no puede verte. Automáticamente, como el perro al pasar un bache, el cuello se dispara hacia abajo. Inocente de mí, mientras vivía en España, me reía de la costumbre, pero bien dicen aquello de "todo se pega menos la hermosura" y he acabado por caer, muy a mi pesar.

Pero me estoy quitando. Al escribir esto, casi no lo he hecho.

martes, junio 07, 2005

Dinosaurios de negocios



No sé si la campaña publicitaria se ha extendido fuera de Japón, pero aquí tenemos las estaciones tomadas por carteles y muñecos del nuevo anuncio de Microsoft Office, en el que los viajeros son recibidos al grito de "¡Buen trabajo! Microsoft Office está evolucionando, ¿y tu oficina?"



Sospecho que, como en los carteles, existe el muñeco dinosauria, pero aún no he tenido oportunidad de encontrarlo.

lunes, junio 06, 2005

El árbol de la montaña o ia o

Lo prometido es duda, pero aquí tienen la traducción de la letra de la canción de Hitachi de lo que escribí ayer (Eeeel árbol de la montaaaaña o ia oooo...). Juzguen ustedes mismos, pero creo que el letrista la escribiría durante algún estado alterado de la conciencia, o eso, o tiene una profundidad oriental que se me escapa.

Este árbol, ¿qué tipo de árbol será?
Me tiene obsesionado.
Como ni siquiera sé su nombre,
será un árbol cuyo nombre desconoceré.

Este árbol, ¿qué tipo de árbol será?
Me tiene obsesionado.
Como es un tipo de árbol que no había visto,
tampoco habré visto las flores que dará.

Este árbol, ¿qué tipo de árbol será?
Me tiene obsesionado.
Como es un árbol bastante misterioso,
será un árbol bastante misterioso.

Este árbol, ¿qué tipo de árbol será?
Me tiene obsesionado.
Como es un árbol que atrae a mucha gente,
sus frutos atraerán a mucha gente.

Y en la misma página que les indiqué, pero en esta dirección (www.hitachinoki.net/tv_cm/shuwa/index.html) tienen la versión karaoke para lenguaje de signos. Si tienen banda ancha, hagan click en el primer cuadradito verde; en caso contrario, en el segundo.

Limosneando

Habrán notado que aparece a la derecha el siguiente cuadro azul, y es que acaba de empezar el concurso organizado por el periódico 20 minutos para elegir "el mejor blog" -cosa que dudo mucho que exista (y más, que sea el mío)-, pero que sepan que pueden votar por su favorito, máximo una vez al día. Por supuesto, Predicando en el desierto está presente en varias categorías. Si así lo sienten, pasen y voten.





domingo, junio 05, 2005

Una joya

Desde que vine a Japón, me ha fascinado la canción de los anuncios de Hitachi. Y acabo de encontrar esta página donde se hace un repaso a la historia del anuncio y la canción de la compañía. Haciendo clic en la columna de la derecha donde pone CM, podrán escucharlas. La número nueve es la que sale actualmente por la tele, aunque llegué a ver la número 8, que es la que más me gusta, al menos, de momento.

Otro día les traduzco la letra, que hoy voy con prisa. Mientras tanto, cántenla.

www.hitachinoki.net/tv_cm/history/08.html

Teología arquitectónica

El infierno existe y tiene una de sus chimeneas en Roppongi: el edificio Noa. Siéntanse libres de admirar tamaña belleza. Aguantando la respiración osé introducirme por la puerta gigante y llegar al hasta el ascensor. Allí había una tabla con las empresas que tienen sede u oficinas en aquel lugar. También alberga la embajada de la República de las Islas Fiji. No recuerdo más porque escuché un ruido metálico seguido de una risa sobrenatural y salí como alma que (no se) lleva el diablo.

En el cartel azul de la puerta se indica que se buscan inquilinos. Si se animan... mas no sé que dirá Yoda de mudarse al lado oscuro.

Lo encontré

Tal vez se pregunten qué fue del Maestro Yoda después de lo acontecido en el Episodio 6 de Star Wars. Aprovechando el estreno de la nueva película les ofrezco en exclusiva la solución al enigma: Es el propietario de un edificio en Minato-ku Shiba en Tokio. Algún día pasaré a saludar.



miércoles, junio 01, 2005

Cociendo habas

"En todas partes cuecen habas, y en mi casa, a calderadas" dice el refrán. Y es que se ha hundido un tramo de la línea Tôhoku de tren bala que se está construyendo entre Aomori y Hachinohe. Afortunadamente, no hay que lamentar daños personales ya que era una zona rural y lo que se ha venido abajo ha sido un campo.

Los trabajadores empezaron a oir un ruído agudo y a notar filtraciones de agua, tras lo que decidieron salir del tunel. Tan a tiempo que el derrumbamiento fue apenas 10 minutos más tarde.

Ya saben que los japoneses lo hacen todo más pequeño y mejor.